viernes, 18 de diciembre de 2009

¿Llevar casco nos hace correr más?

No sé si alguno de vosotros conoce Improbable Research. Probablemente os suene los premios que otorga, los IgNobel. Sen dedican a recopilar estudios científicos curiosos, llamativos, extraños, absurdos... como ellos dicen, ciencia que hace que la gente ría y luego piense ("Research that makes people laugh and then think").
El último número de su revista "Annals of Improbable Reseach", que podéis leer on-line, dedican un trabajo a averiguar si los cascos hacen que las bicis sean más veloces ("Helmets make your bycicle faster"). El autor pretende validar la teoría de la "compensación de riesgo" respecto al uso del casco. Es decir, que cuando un ciclista lleva casco, al sentirse más seguro, corre más. Para ello midió el tiempo que tardaba en sus desplazamientos habituales llevando o no llevando casco.

goverde-helmet-and-not

Su conclusión es que había un ligero, aunque significativo, aumento de velocidad cuando llevaba casco. Detectó otros efectos curiosos, como que la diferencia era mayor en el viaje de vuelta a casa que en el de ida, o que la velocidad aumentaba con la temperatura. Si podeis, leed el trabajo, es curioso.

Dejando de lado la validez del trabajo, más un divertimento que un estudio científico, éste pone de manifiesto un asunto largamente discutido: el uso del casco. En caso de un accidente, un casco puede, al menos parcialmente, proteger al ciclista de ciertos daños, y su uso no es especialmente incómodo, por lo que debería ser recomendado. Sin embargo, algunos ciclistas y asociaciones puntualizan que el hecho de llevar casco puede ser contraproducente. Por un lado, se razona, los ciclistas y los conductores motorizados sentimos que hay una mayor protección del que va pedaleando, y por tanto tendemos a ser más imprudentes. Por otro lado, el hecho de llevar casco da una "mala publicidad" a los ciclistas, ya que hace que ir en bici parezca peligroso.
Personalmente, yo he optado por llevar casco. La "mala publicidad" no me parece un argumento. Ir en bici es usar un medio de transporte que, queramos o no, implica unos ciertos riesgos, y por tanto creo que llevar casco puede incluso ayudar a "tomarse en serio" esto de la bici (¿acaso dejaríamos de usar crema protectora para el son porque "da mala publicidad" a la playa, porque parece peligrosa?). Por otro lado, no es fácil comprobar si el casco invita a una mayor imprudencia de ciclistas y conductores. En todo caso, creo que la diferencia entre el comportamiento no puede ser muy grande y, en cambio puede habar una diferencia notable entre golpearte la cabeza contra un bordillo directamente o con casco.

No hay comentarios: