lunes, 15 de octubre de 2012

Recircula

Hace pocos meses que ha nacido una nueva asociación ciclista en Barcelona: Recircula.
Situados en el corazón del Poblenou, no se trata de otro taller libre y tampoco de una tienda de bicicletas de estas que ofrecen algo más que venta y reparación.
Recircula es una asociación formada por vecinos del barrio que pretenden hacer de la bicicleta un vehículo más cercano. En sus principios me alegra leer cosas como:

 La reutilització (prevenció) és a dia d’avui una necessitat, i la principal via d’acció per no generar nous productes i residus associats

Per generar un transport amb baixa petjada ecològica des de la concepció del vehicle, apostar per la producció local i combatre el procés de desvalorització dels béns, cal invertir aquest procés


En Recircula la bicicleta no es un artículo de mercado sino un medio de transporte. Cada persona tiene una bicicleta ideal y así lo ven en Recircula que apuestan por la creación personalizada de bicicletas optimizando la recuperación de materiales. Promueven el empoderamiento de la persona con cursos de formación de mecánica básica y avanzada.
Los miembros de Recircula ya han hecho algún viaje de cicloturismo y comparten sus experiencias en la web. Habrá que estar atentos a lo que vayan haciendo estos nuevos amigos.

jueves, 20 de septiembre de 2012

Bicing, quieres salir en la TV?

Un periodista de TVE se ha puesto en contacto con nosotros buscando usuarios de bicicleta para un reportaje. Necesitan diferentes perfiles de usuarios de la bicicleta.
Les falta un usuario del Bicing que vaya a trabajar o estudar a diario sobre la bici pública. Si a alguien le apetece, que nos envie un e-mail al correo de Biciene y le paso el contacto.

lunes, 10 de septiembre de 2012

Bicicleta al tren. Transporte intermodal

Desde el pasado jueves he empezado en un nuevo trabajo, y el cómodo trayecto de 20 minutos en bici del curso pasado ya no es tan cómodo.
Cada día tengo que ir des de mi casa en Poblenou hasta St. Feliu del Llobregat. Al pensarlo se me antojaba un trayecto largo y pesado casi sin bicicleta. Pero ha resultado mejor de lo que me esperaba:
De mi casa a la estación de Arc de Triomf tengo casi 20 minutos de placentero pedaleo. Luego 25 minutillos de tren, y 5 minutos más de pedal. Total 50 minutos más la espera del tren que depende de mi puntería con el horario (no suele llegar a los 10 minutos).
De no ir en bicicleta el trayecto incluiría un pesado paseo en metro, y se alargaría entre 10 y 20 minutos.
Para la vuelta puedo repetir el periplo al revés, pero estos primeros días he probado de hacer todo el recorrido en bici y el resultado no ha podido ser mejor, creo que me apunto a ello para todos los días. Salgo de Sant Feliu y cruzo Sant Joan d'Espí por los polígonos (calles largas, con poco tráfico y rotondas en vez de semáforos, es muy rápido). Ahí empalmo con las calles del Trambaix que me llevan fácilmente hasta Badal. Después Carretera de Sants, Paral·lel, Passeig de Colom, Calle de Ronda de la Ciutadella y Av Icaria. Todo calles rápidas, cómodas, casi sin desniveles y con pocos semáforos (no todos los tramos). En total 17km que recorro 50 minutos (el viernes con viento de cara y bastante cansado 65). Para la ida no me atrevo a hacerlo todo en bici ya que el tiempo de llegada puede variar por motivos difíciles de controlar (por ejemplo el viento del otro día o un desayuno atravesado).
Éste es solo un ejemplo más de las maravillas de la combinación de bici y tren. Pero hay que tener cuidado, en cercanías hay un horario para subir la bicicleta (entre semana de 10 a 15h y en fin de semana durante todo el día), no obstante tengo comprobado desde hace mucho que a los revisores no les importa lo más mínimo que se cumpla el horario. Así que el único impedimento es la aglomeración de gente en horas punta cuando una bicicleta en el tren puede molestar a los otros pasajeros. Por suerte en mi recorrido no se llena mucho el tren.

lunes, 23 de julio de 2012

Encuesta sobre la red ciclable de Barcelona

El BACC ha lanzado una encuesta sobre la red ciclabe de Barcelona... ¿os animáis a contestar? http://enquestes.bacc.cat/

miércoles, 18 de julio de 2012

Uso del Casco en la Ciudad

Como Bici-Vici lo explica mucho mejor de lo que yo podría hacer ahora... Aquí está su entrada clara y fundamentada en los datos.

martes, 17 de julio de 2012

Bicis en las aceras de Barcelona

Parece que sí van a prohibir las bicis en las aceras de Barcelona en el 2013 (Notícia de la Vanguardia). Ya había oído alguna cosa sobre esta nueva norma pero esperaba que no fuera más que un farol. Parece que la idea es prohibir las bicis en todas las aceras que no tengan señal explícita que lo permita. Al revés de como está ahora que se puede circular a menos que una señal lo prohiba (o que la acera tenga menos de 3m de ancho, o que haya mucha gente). Me parece más lógica la opción actual ya que hay muchas más aceras en las que se puede circular sin problema que en las que no se pueda (siempre y cuando tengamos en cuenta el dejar distancias de seguridad ámblias y moderemos mucho la velocidad, cosa que no todos hacen).

Sobre la nueva norma creo es...
...POSITIVO:
   - Subraya que el lugar de la bicicleta es la calzada. Circulando por la calzada se evitan la mayoría de los conflictos y se va más rápido. No olvidar que se debe circular por el carril más cercano a la acera (no hace falta que sea el de la derecha, puede ser el de la izquierda), no se puede usar el carril bus (cosa que habría que replantear en algunas calles) y está permitido (yo lo recomiendo) circular centrado en el carri.
    -Defender al peatón en su terreno. Aunque esto ya lo hace la actual norma al obligar ciertas distancais de seguridad, velocidad máxima de 10km/h y la prohibición en caeras de menos de 3m de ancho.
    - Dudo mucho que nadie me diga nada cunado, a falta de otra opción, siga circulando prudentemente por las aceras.

...NEGATIVO:
   - Nadie nace enseñado y es normal que un ciclista urbano recién salido de su cascarón no quiera circular por la calzada. Esta norma desincentivará a mucha genta a subirse a la bicicleta.
   - Esta norma es antibici. Me explico, estamos ante la necesidad de promocionar la bici en nuestra ciudad (por la polución, por la crisi, por la salud pública, por la sostenibilidad...), con lo cual hay que promover normas probici, no una norma como ésta que hace que la gente tenga más problemas para ir en bici.
   - Dado que la norma actual ya contempla el respeto al peatón. Porqué no trabajar en educar a la poblacón y el cuerpo de la guardua urbana a que conozca y aplique la norma actual, más tolerante y lógica.
   - El ciclista pierde libertad de movimiento.
   - No creo que nadie persiga a los ciclistas imprudentes que corren como locos y los que van timbrando a los peatones (cosa que me molesta profundamente) por las acera. Así que esrá una norma que a nivel práctico lo unico que haga és tocar las narices al ciclista que intenta circular bien.

Creo que la norma es muy desacertada, y un tanto populista. Entiendo que hay un sector ciclista que ciruclan como locos asustando al personal en las aceras. Luchemos contra eso y no cargemos contra todo el colectivo ciclista. Por otro lado, la excusa de la seguridad no convence: si se trata de seguridad que se dediquen a borrar los carriles bici en acera y hagan más hacnos los de doble dirección, eso sí es peligroso.

Parece que los cambios irán asociados a más carriles bici y arreglar alguna intersección peligrosa. Espero que eso no signifique más rodeos y carriles en las aceras. No creo que la solución sea llenar la ciudad de carriles bici como si fueramos un problema que hay que apartar.

En mi opinión el esfuerzo ha de ser:
  - Más formación a la urbana (muchos guardias desconocen el detalle de la ordenanza de circulación).
  - Hacer cumplir las normas (multar a quien circula por las aceras prohibidas, multar a quien no respeta al ciclista, multar a quien se salta los semáforos).
  - Informar a la población de las normas (estoy ya cansado de gente que me increpa sin razón alguna).
  - Eliminar los carriles bici de las aceras (solo ocasionan conlfitos), cuantomenos permitir curcular por la calzada en calles con carril bici en la acera.

domingo, 15 de julio de 2012

Presos brasileños reducen sus condenas pedaleando

Hay una web muy interesante llamado ecocosas donde suelo encontrar truquitos para reducir mi huella ecológica, pero también hay noticias curiosas como ésta.
En una cárcel de Brasil los presos pueden pedalear con unas bicicletas estáticas para reducir su  condena. Estas bicicletas están conectadas a unos generadores y la energías obtenida sirve para iluminar un paseo que hasta hace poco no tenia alumbrado público.
Creo que es algo interesante, genial desde un punto de vista técnico o de funcionamiento.

Pienso que hay que tender a hacia este tipo de soluciones. No entiendo como es que los gimnasios (por poner un ejemplo clarísmo) tienen unas máquina que gastan energía, cuando podrían generarla con un pequeño rediseño. Si yo diseñara un gimnasio es lo primero que pensaría (a demás se pueden ahorrar un buen pico en la factura eléctrica).

domingo, 1 de julio de 2012

La bicicleta como solución

The bicycle is a simple solution to some of the world's most complicated problems.

Atascos, contaminación, sedentarismo, aparcamiento, aislamiento, estrés... ¿se os ocurren más problemas que la bici pueda solucionar?
Something To Think About

domingo, 27 de mayo de 2012

Segunda bicicletada contra Eurovegas

Siento avisar tan justo, espero que todos ya estéis informados de esto....

¡MAÑANA NUEVA BICICLETADA EN CONTRA DE EUROVEGAS!



EUROVEGAS ni aquí ni en lloc!

jueves, 10 de mayo de 2012

Commuter

Hasta hace poco, ni había oído hablar de la palabra commuter. Y ahora resulta lo soy. Commuting es, simplemente, viajar a diario de un sitio a otro a diario para ir y volver del trabajo, en cualquier medio de transporte, incluso la bicicleta (y si no lo creéis, echad una ojeada a Bike Commuters)

En el fondo, es lo que había hecho toda la vida. Solo que hasta ahora siempre había estudiado o trabajado en Barcelona, así que en cierto modo, no "cuenta". Ahora sí que me puedo proclamar commuter, ya que me desplazo a diario de Barcelona a Sabadell.

Y además de desplazarme a diario, he decidido usar la combinación TREN + BICI. Es de gran versatilidad. Puedo elegir con qué compañía de tren quiero viajar (Ferrocarrils o Renfe). En Barcelona, me puedo desplazar a la estación a pie o en bici, en función de qué tren coja y de qué tenga que hacer por la tarde al volver. Y en Sabadell, tengo otra bicicleta, la "Sabadellenca", que puedo dejar en una estación u otra (tengo hasta 5 estaciones a mi disposición). Incluso, si me interesa, las estaciones centrales de Ferrocarrils y Renfe no están muy lejos, así que puedo usar una de las compañías de tren una tarde, y volver con la otra a la mañana siguiente... y tener mi bici esperándome...

La experiencia, pues, es positiva. Os comento unas cuantas cosas (inconexas), pero que me apetece decir:

1) Como ya comenté el otro día en twitter, me sorprende la cantidad de Bromptons que se ven en el tren!

2) He observado que la tolerancia a llevar bicis en Renfe (en Ferrocarrils está permitido siempre) es más grande fuera de Barcelona. En Barcelona he intentado alguna vez entrar con la bici fuera del horario indicado y me han puesto problemas. En cambio, cada día veo a gente con bicis en el tren en plena hora punta (hay que reconocer que el tren no va a tope, de todas maneras).

3) La circulación en bici por el centro de Sabadell es bastante cómoda: zonas 30, tráfico tranquilo, calles peatonales amplias. En cabmio en las zonas periféricas grandes calles con carriles bici bastante penosos, todos sobre la acera, grandes conflictos con peatones y cosas como la de la foto. ¡Increíble!


4) En total, empleo unos 45-50 minutos en llegar de casa al trabajo. No está mal, ¿no? A veces con algunos recorridos dentro de Barcelona ya tardaba eso.

5) ¿Roban menos bicis en Sabadell? Tengo la sensación de que las bicis están peor atadas que en Barcelona. De hecho, ayer, por despiste, no até bien mi bici, y estaba totalmente suelta del soporte... ¡y esta mañana seguía ahí!

6) Y por último, os presento a la  "Sabadellenca". Un cacharro viejo y estropeado, pequeño... pero que me atrevo sin pensármelo demasiado a dejar noches y fines de semana aparcado en la estación. Está en proceso de "restauración", la iré bajando los fines de semana a Barcelona para cambiar alguna que otra pieza:



miércoles, 9 de mayo de 2012

Otro Guardia Urbano que no conoce la ordenanza de circulación


8:40AM Calle Almogàvers. Voy en bici, como de costumbre, hacia el trabajo centrado en mi carril, por el carril de la izquierda. Escojo este carril por dos motivos: me va mejor para mi destino, a la derecha hay carril bus y así evito tener que circular por el de la izquierda de éste que tiene más riesgo.
Un coche me adelanta demasiado cerca, a menos del 1,5 reglamentario. Le timbro y levanto el brazo. Detrás una furgoneta de la urbana. Lejos de detener el coche por su infracción y multarle correspondientemente se me pone en paralelo y me dice: “habrías de ir por la derecha”. Por suerte el urbano era bastante buen carado y me escuchó la réplica, al dejar claro que él no conocía las normativas se hizo un poco el sueco y se marchó. Lamentablemente no fui hábil para coger la matrícula de la furgoneta y poner una reclamación formal.
Ya son demasiadas veces que veo que la Guardia Urbana no conoce bien la ordenanza de circulación de Barcelona. Recuerdo una situación similar en la calle Ausias Marc, y otro día que no me dejaron atar la bicicleta a una señal cuando no había ningún aparcamiento de bicis cerca.
Hace tiempo iba siempre con resumen de la ordenanza redactado por el BACC escondido bajo el sillín de la bici para poder defenderme. Debería volver a hacerlo.

domingo, 15 de abril de 2012

Porqué llevo una caja

Aún hay gente que se sorprende con la caja de mi bici. Me consta que algunos la consideran hortera, o fea, o un peso inútil, o incómoda...

En cualquier caso, desde que la instalé estoy más que encantada con ella. Me permite no llevar peso a la espalda. Puedo llevar objectos de tamaño y forma diversa cómodamente, y he llegado a cargar 

Existen muchas otras posibilidades: usar solo el portabultos, mochilas, cestas, alforjas, bandoleras, remolques... Yo tuve una breve experiencia con las alforjas, al final las quité, no me convencían del todo. Me quedo con la caja, y aquí tenéis un ejemplo de una de las últimas cosas que he transportado, un aloe con un macetero de cerámica:



¿lo habríais podido llevar de cualquier otra manera? ¡Permitidme dudarlo!

¡Ah, un apunte! Por supuesto, circular con una carga así me obliga a ser  más cuidadosa, y moderar la velocidad. Por suerte, era un sábado por la mañana y la circulación era poca.

viernes, 13 de abril de 2012

Bicicletada Contra Eurovegas

El próximo sábado 21 de abril se han organizado varias acciones en contra del proyecto Eurovegas. La plataforma Aturem Eurovegas bajo el lema "Eurovegas? ni aquí ni enlloc" ha organizado un gran evento con una bicicletada, una caminada, una columna de tractores y una comida popular.

Lugares y horas de salida de la bicicletada

Barcelona: Compte Borrel-Consell de Cent 10h

El Prat del Llobregat: Estació de renfe 12h

La Bicicletada llegará a las 12:30 (aprox) a las Basses de Can Dinomi (St. Boi) donde se juntará con la caminada (salida a las 11h de la estación de Renfe de Viladecans) y una columna de tractores. A las 13:30 comida popular (cada uno se tendrá que llevar la comida y el agua). Habrá animación infantil.

viernes, 30 de marzo de 2012

(i)legal, (in)cívico, (in)seguro

La legalidad, el civismo y la seguridad son tres conceptos con los que nos encontramos a menudo los que nos movemos en bicicleta por la ciudad. Los necesitamos para explicar a los demás porqué circulamos como lo hacemos, o para justificar nuestro comportamiento, o para simplemente elegir nuestros recorridos.

En un mundo ideal (o no tanto) las tres cosas deberían ir de la mano, de tal manera que los comportamientos legales serían también cívicos y seguros, y viceversa. Sin embargo, la realidad es mucho más compleja que eso. Creo que son claves, para entender las discrepancias entre ellas, dos ideas:
1. La legalidad va por detrás de la sociedad (y posiblemente deba ser así), de tal manera que las regulaciones existentes pueden no ser las mejor adaptadas a la realidad. Además, las leyes son necesariamente generales, y es muy dificil precisar todas y cada una de las casuísticas que se pueden encontrar.
En el caso de las bicicletas en Barcelona, por ejemplo, la Ordenança de circulació de vianants i de vehicles fue modificada el año 2007, mejorando notablemente las regulaciones anteriormente existentes para la bicicleta. Sin embargo, el aumento enorme del número de ciclistas que se ha producido desde entonces y se seguirán produciendo, así como cambios en la percepción social de la bicicleta y en los hábitos de circulación probablemente obligarán a cambios en el futuro.
2. Los conceptos de civismo y seguridad están sometidos a un fuerte componente subjetivo. Una misma manera de circular puede ser percibida como cívica o incívica y como segura o insegura. Aunque hay ciertos extremos en los que todos estaríamos de acuerdo, existen muchas otras situaciones en que las opiniones serían muy diversas.
Recordemos la campaña "Bicivisme" del Ayuntamiento de Barcelona, que promovía lo que, a sus ojos era civismo. Muchos discrepamos con algunos de los puntos de vista, tal y como ya comentamos aquí... ¿quién tiene la razón? Es una cuestión de percepción personal, aunque algunos aspectos puedan ser objetivables.
Personalmente, procuro que mi comportamiento sobre la bici sea legal, cívico seguro, pero no siempre puedo cumplir las tres premisas. En ocasiones, opto conscientemente por un comportamiento que sé ilegal, por consideralo más seguro e incluso más cívico.

Veamos algunos ejemplos:

  • Circular en contradirección por el lateral de la Diagonal es claramente ilegal, incívico e inseguro.
  • Circular por el carril bus de Valencia a las 8:30 de la mañana es ilegal, incívico, por las molestias que podemos causar al transporte público, pero puede ser más seguro que circular por otros carriles. 
  • Circular por un carril bus del Poblenou a las 12:00 de la noche será igualmente ilegal, igualmente seguro, pero puede resultar bastante más cívico, ya que en el hipotético caso de encontrarnos un autobús, no le supondrá ningún problema adelantarnos.
  • Usar el carri bici de Diagonal, en la acera, es legal, pero permitidme dudar de si es cívico y seguro (recordad que la seguridad no solo se refiere al ciclista, sino también al resto de usuarios de la vía).
  • Circular por el carril izquierdo en Consell de Cent, habiendo carril bici a la derecha, es ilegal y posiblemente incívico, pero yo lo seguiré haciendo cuando necesite girar a la izquierda, ya que es más seguro (y práctico) que hacer otro tipo de maniobras.

Creo que es importante que seamos conscientes de las diferencias entre estos tres conceptos, ya que nos pueden ayudar mucho a defender nuestros comportamientos ante los demás y a ser conscientes de lo que hacemos. Podemos trabajar, por ejemplo, por cambiar la ley para que pararse delante de los coches en un semáforo sea legal, como ya lo es en algunos lugares, pero mietras tanto, si decidimos hacerlo y "nos pillan", tendremos que resignarnos a aceptar las consecuencias.
 

lunes, 19 de marzo de 2012

De motos, normtivas y educación

No me gusta criticar generalizando pero hay personas que se empeñan en ponerlo en bandeja, nuevamente un susto, nuevamente distancia lateral de seguridad recortada, nuevamente insultos y gritos, nuevamente un motorista. Nunca diré que los motoristas son esto o lo otro quejandome de como conducen ni que la mayoria de ellos lo son, pero sí puedo decir que hay muchos inconscientes que no aprendieron el concepto de ZONA DE INCERTIDUMBRE, cuando fueron a la autoescuela. No son todos, no creo que sean la mayoría, pero son bastantes y muy peligrosos, tanto para nosotros como para los propios motoristas, que les hacen lo mismo.


Nada nuevo bajo el Sol, pero hay que repetirlo hasta la saciedad 1,5 METROS DE DISTÁNCIA LATERAL, obligatorio en carretera y obligatorio en la ciudad de Barcelona, no sé en otras ciudades si también lo es.


Pero la entrada no iba solo a esto. El irresponsable motorista que no dejaba espacio lateral, no perdió oportunidad de insultarme a gusto, incluso empujarme, y, para colmo, decirme que si la acera hace más de 3 metros de ancho tengo la obligación de ir por ella. Menuda empanada mental lleva el pobre, la normativa dice justo lo opuesto: si es de menos de 3 metros está prohibido ir por la acera.


¿Cómo reaccionamos a todas estas agresiones y inculturas los ciclistas?

Es realmente difícil mantener la calma cuando alguien acaba de pasar a 40km/h a menos de 20cm de tu manillar. Yo grité, grité fuerte, por suerte, supe no insultar, pero creo que no logré comunicar. Cómo podemos educar a una persona enjaulada en un casco que no le deja oír bien, llena de rabia (ajena a ti, pero que te toca recibir), y que solo esta pensando “que este gilipollas se calle y no me vuelva a molestar”. Puede que pretender “educar” sea muy pretencioso, pero qué podemos hacer para ser más comprendidos y respetados.

P.D: Nos vemos con algunos el miércoles en el BACC

miércoles, 14 de marzo de 2012

Us apunteu a una #trobadabicibcn?




Teniu ganes de conèixer a tots aquells que piulen amb el hashtag #bicibcn? Als que escriuen sobre bicicletes a Barcelona?

Nosaltres sí. Ja fa temps que @biciene, @xavisabate i @bcncyclechic ens coneixem, i tenim ganes de posar-vos cares a tots els demès, així que us fem una proposta...

QUÈ?
Una trobada informal, per fer una cervesa o un cafè i xerrar una estona sobre bicis...

QUAN?
El proper dimecres 21 de març a partir de les 20 h.

A ON?
El punt de trobada serà la seu del BACC (@bicicletacat) al C/ Sant Viçens 21, per després anar a algun bar proper.

Us animeu? Ens ajudeu a fer-ne difusió?




martes, 13 de marzo de 2012

Las cosas cambian... ¿o no tanto?

Desde hace un par de semanas cruzo cada mañana en bicicleta el centro de Barcelona.




El recorrido, atravesando Plaza Urquinaona, Plaza Universidad y Plaza Cataluña no es el más fácil del mundo, requiere práctica, habilidad y, sobre todo, sentirse seguro en el control de la bicicleta y ante el tráfico, para mantenerte en el centro del carril que toca sin titubeos. Sé que hay alternativas, pero es el recorrido más corto y me siento razonablemente a gusto siguiéndolo. Sin embargo, soy consciente de que no todo el mundo se atreve a pasar por ahí, y entiendo que tomen rutas alternativas (Gran Vía, Diputación), aunque impliquen dar un cierto rodeo.

La cuestión es que en estas semanas no he tenido conflicto alguno en dicho recorrido. Circulo por los carriles "normales", me cambio de carril para poder hacer los giros y tomar las calles que me convienen, señalizo mis cambios y me mezclo con el tráfico. Y sin problemas. Hacer eso, hace unos años, habría supuesto más de un bocinazo aunque mi comportamiento fuera, desde el punto de vista de seguridad y legalidad, impecable.

Además, al tomar hoy la Ronda Sant Antoni, tanto a la ida como a la vuelta, me he encontrado un buen número de bicicletas (4-5 cada vez) circulando por la calzada, por el centro del carril, y evitando el carril bus, lo cual no es habitual en una vía de doble sentido. Recuerdo cuando era una sorpresa encontrarnos más de 4 bicicletas esperando en un mismo semáforo del carril bici de Diagonal. En esos momentos, me habría parecido increíble que la gente circulara con tanta normalidad por la calzada (y yo misma ni siquiera me lo habría planteado). No quiero decir con esto, y lo sabéis de sobras los que seguís este blog, que no sean necesarios los carriles bici ni que todo el mundo debería circular siempre por la calzada... pero creo que es el reflejo, por fin, de un cambio de hábitos en la ciudad...

Y desgraciadamente, estas semanas también me he encontrado gente que me ha increpado. Paradógicamente, en los lugares donde circular por la calzada es menos problemático (calle Sepúlveda, por el carril izquierdo, para evitar el carril bus). De hecho, hoy me he enzarzado en una discusión verbal con una motorista... tras indicarme que me fuera de la calzada, me ha reconocido que sabía que mi comportamiento era legal, y me ha presentado sus razonamientos, velando por "mis intereses", y eran los siguientes:
  1. Tragas todo el humo de los coches.
  2. Es muy peligroso para ti,
  3. Esto no es un pueblo, la ciudad es para los coches.
Y yo le contestaría que (1) sí, es verdad, trago el humo de los coches, pero tú también... y al menos yo no lo produzco; (2) si circulas bien, el peligro es mínimo y, en cualquier caso, no es mucho más que el peligro de ir en bici y (3) pues será hora de ir cambiando, ¿no?

Ante argumentos de tan poco peso, y pese a que el tono de la chica no ha sido en absoluto agresivo, sólo me queda pensar que en el fondo... la única razón es que le molesta que yo circule por la calzada. Pues lo siento. ¡Tengo tanto derecho como tú!

miércoles, 15 de febrero de 2012

Pequeños detalles que mejoran el día a día

Últimamente paso con cierta asiduidad por este lugar de la calle Marina. Me es bastante práctico llegar por el paseo que veis a la izquierda y arriba y luego tomar el carril bici en dirección NW a lo largo de la calle marina.




A lo largo de la calle Marina, el límite entre el carril bici y la acera es, como es natural, un bordillo... y como no hay ningún paso de cebra ni vado en el lugar donde desemboca el carril bici de la otra calle, pues no había ningún rebaje de éste. Sí que había, en cambio, un pequeño "pegote" de cemento creando una rampa de apenas dos palmos de ancho.

Pues bien, la semana pasada, observé un día que había una valla de obra ahí colocada. Me extrañó, ya que no había obras alrededor, pero no le dí más importancia. Hoy, sin embargo, me he encontrado el "fruto" de la intervención: el bordillo de la acera apropiadamente rebajado para poder acceder al carril bici.

No es un gran cambio, pero es práctico y útil... y me gusta a alguien se le haya ocurrido solucionar un problema tan nimio.

domingo, 5 de febrero de 2012

Bicis que crecen

¿Qué os parece esta bicicleta?






La idea me gusta. Una bici que pueda servir unos cuantos años porque crece con el niño. Ya se sabe a qué velocidad crecen los niños y el precio de las bicicletas, así que me parece una buena solución, a prior. Habrá que ver, de todas maneras, el precio y la durabilidad (especialmente si los niños se dedican a hacer lo que hacen el el vídeo: ¡bajar barrancos!).

Creo que es genial apostar por algo tan "contracorriente" como la durabilidad, la reutilización y el ahorro, en vez de por una vida útil corta, como es habitual en muchas cosas destinadas a los niños. De todas maneras, las bicicletas Grow, como es lógico, tampoco sirven para cualquier edad... hay hasta tres modelos, para 1,5-5 años, 2,5-5 años y 4-9 años.

A parte de eso, me gusta la frase final del vídeo: "Kids love vehicles more than toys"... por fin empezamos a tratar la bicicleta como lo que es: un vehículo. Aunque el vídeo sigue mostrando solo la faceta lúdica de la bicicleta, y no tanto su uso como medio de transporte, y la bicicleta, al menos este modelo, tiene un diseño bastante deportivo.

De todas maneras... en mi casa jamás hemos tirado bicicletas. Al menos no antes de que se cayeran a cachos por sí mismas. Es lo que tiene tener primos, hermanos y amigos. Cuando la bicicleta se quedaba pequeña, se compraba una más grande, o se heredaba de un tío o primo mayor, y se pasaba la otra "al siguiente de la lista".


Vía www.allpe.com

jueves, 26 de enero de 2012

El ladrón de bicicletas - Luigi Bartolini



Retomo hoy una sección ocasional de este blog: los libros de bicicletas.

El libro de hoy es todo un clásico: El ladrón de bicicletas, de Luigi Bartolini, de la que también se ha hecho una película.

El Ladrón de Bicicletas

No sé muy bien, aún, si la bicicleta es en este libro la protagonista o una mera excusa para retratar una ciudad, Roma, en un momento duro y sórdido. El protagonista del libro emprende una odisea para recuperar su bicicleta, recientemente robada, y aprovecha para retratarnos una época en que muchos ladrones campan a sus anchas.

Desde el punto de vista bicicletero, me interesa el detalle con que explica los métodos artesanales pero enormemente sofisticados que los ladrones utilizaban para modificar las bicicletas robadas y evitar que fueran reconocidas por sus dueños. Así describe una visita a un taller, el dueño del cual afirmaba tajantemente no tener trato alguno con ladrones:
[...] Uno barnizaba, con esmalte frío, una bicicleta nueva flamante que, de niquelada, se convertía en amarilla. Otro realizaba una labor más sutil. [...] Quitaba una abolladura en la barra de un marco. [...] El jovenzuelo ponía estaño sobre una acebolladura para llenar la concavidad y luego lo limaba. Después, como en el marco había el gancho de soporte de la bomba, de un diestro martillazo lo arrancó y lo limó tanto que desapareció,  del cuadro de la bicicleta, toda traza de soporte. Otro muchacho quitaba los guardabarros de otra bicicleta y los sustituía con otros completamente distintos. Finalmente, un cuarto camuflador se dedicaba a torcer, en caliente, al fuego, un manillar. Un viejo manillar, tan curvado  que parecía los cuernos de un buey marino. Cortó un trozo de cada uno de los extremos y lo redujo a un anónimo e insignificante manillar. Y no es esto sólo lo que hacen. Incluso camuflan las cámaras de aire. Arrancan los parches que hay pegados y los sustituyen con otros de otro tamaño. De una dinamo y un faro hacen dos, acoplando el faro de una marca a la dínamo de otro, y viceversa. Liman, o llenan del consabido estaño, las marcas y los números de matrículas, o sea, que desmatriculan las bicicletas. [...]  Poseen una gran cantidad de cubiertas viejas, cubiertas de hace diez años, y las sacan a la luz del día, enviando al depósito, al almacén ladronesco, las cubiertas recientemente robadas. En cuanto a los pedales [...] los hierros son limados por el lugar donde apoya el ciclista las suelas de los zapatos, y se aumenta el número de dientes. Id, pues, a reconocer, por muy listos que seáis, una máquina barnizada de nuevo, con los pedales cambiados y el manillar transformado.

El libro en sí se me hizo algo pesado de leer, pese a que es corto, por su narrativa densa, pero lo encontré entretenido y interesante.


Otras entradas sobre libros:
La vida sobre ruedas - Miguel Delibes
Kilómetros de sonrisas / África con un par - Álvaro Neil
El ciclista - Tim Krabbé

lunes, 23 de enero de 2012

¿Donde está el aparcamiento para bicicletas?





Ayer fui a ver un magnífico espectáculo del Cirque du Soleil. Eso tiene poco que ver con bicicletas, a priori, aunque alguna bicicleta salía en escena.


El tema es, que como en otras ocasiones, al llegar pedaleando a un lugar donde se desarrolla un espectáculo, nos encontramos que no había ningún lugar habilitado para dejar las bicicletas. Finalmente, yo y unas cuantas personas más, amarramos nuestras bicis a una valla de obra como esta:


No es lugar para aparcar bicis, desde luego: es poco seguro, puede molestar, tienen poca capacidad, es incómodo. Evidentemente, podríamos habernos acercado al Fòrum o a una calle cercana y buscar ahí un aparcamiento, un buen trecho más allá.

Este hecho no es la primera vez que lo comento en el blog, ya lo ví en Montjuïc de Nit. Estoy segura que para instalar un circo en Barcelona, el ayuntamiento se asegura de que haya espacio de aparcamiento para vehículos y motos. De hecho, había una amplia zona habilitada y señalizada para tal fin... pero no se plantea la necesidad de aparcamientos para bicicletas.  Eso sí, al menos en las instrucciones de como llegar, se menciona que se puede llegar en Bicing. Algo es algo.

Contrasta con otras iniciativas que a veces encontramos, como el que comentaba el otro día @yayel vía Twitter sobre el Centro de Innovación del BBVA.

jueves, 19 de enero de 2012

Pulsaciones

Paro en un semáforo. Un hombre se me queda mirando. Tendrá unos sesenta o sesenta y pico años. "Está bien esto de la bici", dice. "¿No te cansas mucho?". Su mano se cierra entorno a mi muñeca... "¿tienes muchas pulsaciones?".

miércoles, 18 de enero de 2012

Imaginemos carriles moto

Un técnico del Ayuntamiento X se dio cuenta un buen día de algo. No sabemos si lo averiguó tras encargar y leer algunos informes o si simplemente le vino a la cabeza mientras paseaba tranquilamente por su ciudad. La cuestión es que observó que en la mayoría de accidentes que tenían los motoristas estaban implicados coches.

Se convocó una reunión, y tras algunas discusiones se llegó a la conclusión obvia. Si el problema que las motos tenían accidentes en relación con los coches, convenía que las motos pudieran circular por carriles libres de coches. Así pues, se pusieron manos a la obra, y crearon el carril moto. Era la solución perfecta para reducir los accidentes de moto, un vehículo especialmente vulnerable frente a los coches. Y como era la solución perfecta, era perfectamente lógico obligar a las motos a circular única y exclusivamente por estos carriles.

Empezaron a construir los carriles moto, y las motos a circular por ellos. Al principio, los motoristas pensaron que iban a funcionar bien. No tenían que arriesgarse zigzagueando entre los coches, y podían adelantarlos cuando hubiera atascos. Lástima que se olvidaron de un detalle: hacer los carriles moto los suficientemente anchos como para que las motos se pudieran adelantar entre sí, de tal manera que las motos tenían que circular en fila india, una detrás de otra, y limitadas a la velocidad de la más lenta... o arriesgarse a tocar codo con codo al adelantar.  ¡Imaginaros los líos que se armaban cuando un amante de lo retro circulaba con su antigua, lenta y enorme moto con sidecar!

También había otro problema: las intersecciones se convirtieron en más peligrosas para las motos... puesto que circulaban por la derecha de la calzada, cuando un coche quería girar a la derecha en una intersección debía, necesariamente, atravesar el carril moto, con el consiguiente peligro para los motoristas.

Además, a veces los coches se paraban sobre el carril moto. No mucho rato, pero lo suficiente para que las motos tuvieran que adelantarle, arriesgándose a hacer una entrada repentina en los carriles de coches.

La red no se implantó en toda la ciudad a la vez, sino que se fue haciendo por fases. "Poco a poco iremos completándola", declararaban desde el Ayuntamiento. Pero mientras tanto eran demasiados los lugares donde, repentinamente, desaparecía el carril moto y la incorporación a los carriles de circulación de coches la hacía cada motorista como podía.

Por si esto fuera poco, en algunas calles no había suficiente espacio en la calzada para el carril moto, así que se decidió crear el carril moto sobre la acera. Claro que, como en la acera había peatones, era necesario limitar la velocidad de las motos, que debían circular a menos de 10 km / h por cualquier carriles moto sobre acera

Y por supuesto, los motoristas no debían quejarse, al fin y al cabo, ¡todo era por su seguridad!



NOTA:

Este relato es una caricatura. Vaya por delante que no estoy, a priori, en contra de los carriles bici. Creo que son necesarios en muchos casos, pero no en cualquier lugar y no de cualquier manera. Y por supuesto, no tengo nada en contra de los motoristas, más bien al contrario, creo que es importante buscar puntos de entendimiento bici-moto, ya que nuestras problemáticas son a menudo coindicientes. Con este relato solo pretendo hacer reflexionar, pensar cómo estamos dando por hechas algunas cosas respecto a la bici que serían impensables respecto a otros vehículos. 

jueves, 12 de enero de 2012

Más aparcamientos incómodos

Hace pocos días os hablaba de un aparcamiento de difícil acceso. Hoy he dejado mi bici en uno aún peor... bueno, de hecho no he podido ni dejar la bicicleta, ya que estaba muy lleno y no quedaba sitio (y no era un "cementerio", la mayoría de bicis se veían activas). Aquí tenéis algunas imágenes:




¿Podría haber más cosas en este pequeño trozo de acera? ¿No se supone que las aceras deberían ser para los peatones? La cuestión es que aquí, además, entreel alcorque del árbol, los maceteros, la valla, los bolardos y las motos, es francamente complicado acceder al aparcamiento bici. Supongo que la feliz idea de poner las plantas (y que conste que creo que en Barcelona nos falta "verde") es para evitar que las motos y coches se cuelen... pero no cumplen su cometido y aún complican más las cosas.

Sé que se trata de un lugar difícil, en plena Vía Laietana, una calle con muchísima circulación y aceras especialmente estrechas, por lo que cada pequeño rincón acaba siendo ocupado... ¿pero no habría mejores soluciones?